• Páginas

  • Categorías

  • junio 2013
    L M X J V S D
    « May   Jul »
     12
    3456789
    10111213141516
    17181920212223
    24252627282930
  • Archivos

  • Gente sin seriedad

El monje que vendió su Ferrari


Hola a tod@s!

Hacía muchísimos meses que no volvía a la carga con una reseña de un libro, pero el que os traigo hoy se me ha atragantó bastante, así que paso a contaros un poquito más que se esconde tras este título tan llamativo: El monje que vendió su Ferrari.

El-monje-que-vendio-su-Ferrari-BOLSILLO_libro_image_big

Este libro está considerado como una fábula espiritual en la que su protagonista, Julian Mantle, exabogado de éxito y dedicado a la vida espiritual tras una crisis existencial, le cuenta a su compañero de despacho su travesía de dos años y vivencias al lado de los monjes del Sivana, donde aprende a liberarse de las ataduras terrenales para vivir de un modo mas trascendental.

El autor es Robin S. Sharma, un licenciado en Derecho que lo cambió todo para convertirse en un experto reconocido en liderazgo y desarrollo personal. Actualmente se dedica a dar conferencias sobre el tema a la vez que continúa con su carrera como escritor.

200px-Robin_Sharma

Este ha sido mi primer libro de autoayuda que leo y, como todo, tiene sus partes buenas y sus partes malas, asi que voy empezar por lo que me ha gustado del libro.

La parte positiva es que a pesar de ser un libro de autoayuda está narrado de tal manera que no lo parece, ya que esta fábula cuenta la caida del protagonista y su posterior restauración gracias a la sabiduría de los monjes. A través de la historia que le cuenta a su compañero vamos descubriendo las enseñanzas de los monjes y los secretos para una vida plena y gozosa, que no dejan de ser simples detalles que se nos olvidan con frecuencia debido a nuestro ritmo de vida.

Las enseñanzas las va desgranando a través de símbolos y metáforas, por lo que es muy sencillito de entender. A grandes rasgos, podría resumir estas enseñanzas de la siguiente manera:

Primera virtud: Dominar la mente, que se simboliza como un jardín al que hay que cuidar. Debemos desterrar los residuos tóxicos (pensamientos negativos, ansiedad, preocupaciones) para que florezca.
Segunda Virtud: Perseguir el propósito. Se simboliza como un faro y establece que debemos establecer nuestras prioridades en la vida para no perder el norte en su consecución.
Tercera Virtud: practicar el kaizen, simbolizado por un sumo japonés. Es decir, mantiene que para mejorar nuestra vida debemos mejorar nuestro mundo interior constantemente, ya que el exito empieza por dentro.
Cuarta Virtud: vivir con disciplina. Simbolizado por un cable de alambre rosa formado por muchos alambres. Cada uno es fino y frágil de por si, pero sumados son mas fuertes.
Quinta Virtud: respetar el tiempo propio. Representado por un reloj, establece que una buena gestión del tiempo nos asegura una vida rica y productiva, debiendo tener cuidado de que no se nos escape de las manos.
Sexta Virtud: servir desinteresadamente a los demás, reprensentada por unas rosas que recuerdan al proverbio chino “la mano que te da unas rosas siempre conserva un poco de la fragancia”, dado que mejorando la vida de los demás indirectamente mejoramos la nuestra.
Séptima Virtud: abrazar el presente, simbolizado por una senda de diamantes, exponiendo la necesidad de fijarse en las cosas simples del propio camino y no solo en el final, ya que la felicidad es un viaje, no un destino.

MONJE

También expone un método de cinco pasos para conseguir los objetivos en la vida la mar de interesante:

– El pri­mer paso es formarse una clara imagen mental del resultado.
– El segundo paso consiste en someterme a si mismo a presiones positivas ya que puede inspirarnos para alcanzar grandes cosas.
– El tercer paso es marcarse una meta con un plazo muy preciso para conseguirla.
– El cuarto paso es la regla mágica del 21: para que un comportamiento nuevo cristalice en hábito, hay que realizar esa nueva actividad durante veintiún días seguidos.
– El quinto paso se refiere al sendero de la vida, debemos disfrutar del proceso y no solo fijarnos en el final.

Como véis, tanto las virtudes como los pasos para conseguir los objetivos de nuestra vida son reglas la mar de sencillas y obvias, aunque me imagino que también son reglas que muchas veces se nos olvidan o no les damos la importancia que debieran.

El problema que he tenido yo con este libro es que las metáforas y la simbología utilizada no está narrada de la mejor manera posible y se hace largo y denso de leer. La lectura no avanza fluidamente a pesar de que los conceptos son sencillos y se han simplificado bastante.

También puede ser que yo no estoy destinada a leer libros de autoayuda, pero sinceramente me picaba la curiosidad al ver el título. Quizás sea cosa de este libro, pero no he conseguido conectar con las enseñanzas del protagonista, de hecho, cada vez que leía cinco paginas seguidas me entraba un sopor que me obligaba a dejar el libro y ponerme a dormir.

En resumen, un libro bastante curioso con muy buenos consejos, pero hay que tener una buena predisposición para leerlo, además de paciencia. Personalmente no creo que repita con mas libros de este estilo, me aburren demasiado!!

Y vosotr@s, ¿alguno ha leido este libro? ¿Quizás algún otro de autoayuda?

Besos

Quizás también te interese……

“Cincuenta sombras de Grey”: primera toma de contacto

“Mejor Manolo” de Elvira Lindo

“Cien años de Soledad” de Gabriel García Márquez

4 comentarios

  1. Este tio creo que fue un día a Buenafuente! O al menos tengo el recuerdo de haberme enterado de la existencia de ese libro ahi. No digo que no le sea útil a la gente, pero es que a mi las movidas espirituales no me van mucho

  2. ¿Alguien vivo por tierras? Se os extraña😦

    • Somos 4 en un blog y mira… tiene que venir uno de nuestros fieles a recordarnos nuestra labor psico-sociológica…
      Ya lo decia un “lector”: Somos la escoria de la humanidad.

  3. […] El monje que vendió su Ferrari […]

Contestar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: